Inicio Noticias Las clases presenciales, un «puente indestructible» para la educación

Las clases presenciales, un «puente indestructible» para la educación

0
8

Hugo Pizzi se lo señala como uno de los referentes de la Salud Pública a nivel país en el contexto de pandemia como una «guía» para llevar tranquilidad por sus conceptos y pronósticos.

«Fui uno de los que hizo los protocolos», aseguró Pizzi en torno a las clases presenciales, y explicó: «yo si hice un protocolo para teatros con 300 personas y más de una función, y que dio resultado, ¿cómo no va a funcionar un aula pequeña con la mitad de los alumnos y distancias de dos metros o un metro y medio entre los respaldares?».

«Las clases presenciales tienen que funcionar, en reuniones he preguntado qué va a pasar con la gente que se desprendió del proceso de enseñanza de aprendizaje, nadie supo contestar. El proceso de enseñanza no es aplicar conceptos, sino un proceso madurativo. El puente entre un educando y un educador es un puente afectivo indestructible, de una solidez inimaginable que va a durar para el resto de sus vidas»

Por último, en el contexto de la educación, reprochó: «a todos les digo, ¿por qué no siguieron las clases en las escuelas rurales? Eran hasta 12 alumnos y un solo docente, perdimos también esa oportunidad».

Por el lado de la vacunación y los antídotos que arriban a la Argentina, Pizzi se expresó, en primera instancia, por la Sinopharm, de China: «es una vacuna con un diseño clásico. La vacuna contra el tétanos es igual, la de tos convulsa también. Es una vacuna efectiva, con dos dosis: la primera sube a un 70, 72% de anticuerpos, y la segunda puede superar el 81%, cifras importantes para evitar una pandemia».

Clases presenciales y la vacuna, dos de los aspectos más importantes en la etapa actual de pandemia.

Clases presenciales y la vacuna, dos de los aspectos más importantes en la etapa actual de pandemia.

«La rusa es sumamente efectiva, las revistas más importantes del mundo la llaman la vacuna líder. Le tiraron piedras, bombas, una serie de elementos. Recuerdo esto porque salió una nueva encuesta entre los argentinos, todos quieren la rusa, un porcentaje muy bajo quiere la inglesa», adhirió el profesional.

Por último, se manifestó por la segunda dosis de la vacuna y su necesidad parcial de aplicación: «se da entre los 20 y 24 días. Si se da al mes, mes y medio es más efectiva. Por eso se especuló colocar una sola dosis. Todo esto es factible, pero momentáneamente vamos a tratar de hacer todo con dos dosis».

Comentários no Facebook