La Legislatura tratará el cierre de fronteras

0
5

Se incluyó en el Orden del Día de la próxima sesión, el martes que viene, el proyecto de Ley que tiene como objetivo cerrar las fronteras provinciales, para evitar el ingreso de personas que pudieran provocar la circulación comunitaria de Covid-19.

La Comisión de Labor Parlamentaria, presidida por el vicegobernador, Osvaldo Jaldo, se reunió este jueves por la mañana a fin de definir cuáles serán los temas que se tratarán en la próxima sesión legislativa. La que se llevará a el martes 7 de julio, a partir de las 8.30.

En primer lugar, el titular de la Legislatura indicó que se tratará la iniciativa que tiene como fin cerrar las fronteras de la provincia, aclarando que “en el artículo segundo del proyecto, se faculta al Ministerio de Salud y al de Seguridad para las excepciones en esta ley, que tienen que ver con el ingreso de los insumos y servicios esenciales para Tucumán”.

“Lo que queremos es fundamentalmente un proyecto de ley que proteja a 1.600.000 tucumanos”, explicó Jaldo, y alertó que “de una vez por todas tenemos que restringir y cerrar nuestras fronteras porque por un lado estamos flexibilizando actividades comerciales, económicas, pero nos sigue ingresando el virus y hay que tomar el toro por las astas”.

Seguidamente, indicó que llegará al recinto “un proyecto que fomenta la donación de plasma. No hay dudas que este es un problema que hoy preocupa a la gente. No nos olvidemos que, producto de la cuarentena y el aislamiento, la gente no está yendo a donar, por lo que consideramos que esta ley incentivará a la comunidad a donar sangre”.

Finalmente, detalló que se buscará dar acuerdo a dos Jueces para cubrir las vacantes en el Poder Judicial y que también se tratarán proyectos vinculados a expropiaciones para el Municipio de Bella Vista y para el cementerio de Banda del Río Salí –para remodelarlo y ampliarlo-.

Blindar la provincia

El proyecto elevado por los legisladores proponen blindar la provincia durante al menos 60 días para evitar que haya más contagios de coronavirus. La iniciativa fue presentada por Federico Masso (Libres del Sur) y contó con el respaldo del radical José Ascárate y del presidente del bloque Justicialista de Todos, Roque Álvarez (oficialismo).

La propuesta contempla dos excepciones: el ingreso de transportes con mercaderías esenciales y “las personas afectadas a la operación de vuelos y traslados sanitarios”. En estos casos, deberán cumplir los protocolos de bioseguridad dispuestos por el Comité Operativo de Emergencia (COE).

Asimismo, el proyecto aclara que “lo dispuesto en el presente artículo se aplicará siempre que las personas exceptuadas estuvieren asintomáticas, y den cumplimiento con el protocolo que disponga la autoridad sanitaria provincial”.

Según el texto del proyecto, el fin es “evitar contagios proveniente de otras provincias” y el órgano de aplicación de la medida sería el Ministerio de Salud de la provincia, “quien actuará en cooperación con el Ministerio de Seguridad para llevar los controles”.

Para justificar la idea, el proyecto recuerda el episodio ocurrido el pasado 7 de junio cuando un micro proveniente de Buenos Aires con 19 pasajeros infectados con COVID-19 ingresó a la provincia tucumana. “Considerando los hechos ocurridos (…) es que nos vemos en la obligación de plantear el presente proyecto a fin de de cerrar de manera provisoria todas las fronteras provinciales. Dicha medida responde a la necesidad de tomar mayores recaudos posibles para evitar el ingreso del virus a la provincia y posterior circulación comunitaria”, expresaron los legisladores.

Comentários no Facebook